Una investigación plantea la posibilidad de realizar trasplantes para todos los tipos de sangre

Salud 17 de febrero de 2022
Una investigación de la revista Science formula la posibilidad de desarrollar "órganos universales" para que se puedan realizar trasplantes entre personas que tienen tipos de sangre no compatibles, lo que reduciría el tiempo de espera para las personas con tipos de sangre O ó B.
Donar sangre

El laboratorio canadiense "Latner Thoracic Surgery Research" y el Centro de trasplantes "UHN’s Ajmera Transplant" han "demostrado que es posible convertir el tipo de sangre de forma segura en órganos de donantes destinados a trasplante", y conseguir así "órganos universales", asegura un comunicado de la prestigiosa revista Science difundido ayer miércoles.

En su trabajo de laboratorio los investigadores fueron capaces de crear órganos tipo O, el tipo de sangre que caracteriza a los conocidos como donantes universales, ya que pueden donar a todos los grupos, aunque solo pueden recibir sangre u órganos de otra persona que comparte su mismo tipo de sangre.

"Este hallazgo es un paso importante hacia la creación de órganos tipo O universales, lo que mejoraría significativamente la equidad en la asignación de órganos y disminuiría la mortalidad de los pacientes en lista de espera", sostiene la revista.

Como ejemplo de esta falta de equidad Science señala que hoy en día para un trasplante de riñón las personas O ó B están en la lista de espera una media de cuatro o cinco años, mientras que las personas de tipo A y AB suelen esperar por un nuevo órgano entre dos y tres.

"Esto se traduce en mortalidad. Los pacientes que son tipo 0 y necesitan un trasplante de pulmón tienen un 20% más de riesgo de morir mientras esperan que un órgano compatible esté disponible", aseguró el doctor Aizhou Wang, uno de los investigadores principales del estudio.

Por su parte, Marel Cypel, director de cirugía en el "Ajmera Transplant Centre", afirmó que "tener órganos universales significa que podemos eliminar la barrera de la sangre compatible y priorizar a los pacientes por urgencia médica, salvando más vidas y desperdiciando menos órganos".

El siguiente paso de los investigadores será proponer un ensayo clínico entre los próximos 12 y 18 meses.

Te puede interesar