La conmovedora carta que una niña aislada por coronavirus le envió a los Reyes Magos

Sociedad 06 de enero de 2022 Por Susana Dicastro
Aymará es una niña de 7 años que vive en Añatuya, Santiago del Estero. Su papá había dado positivo de covid, lo cual llevó a que su familia se aislara. Frente al temor de que los Reyes Magos se contagiaran y no pudieran seguir repartiendo regalos, les dejó una nota en la puerta de su casa.
Carta conmovedora

En la noche del 5 al 6 de enero es común encontrar zapatitos afuera de las casas como señal de que ahí hay alguien esperando un regalo, así como pasto y agua para los camellos; y en algunas ocasiones, algo para los agotados Reyes Magos que vienen de recorrer el mundo. En este tiempo de pandemia, Melchor, Gaspar y Baltazar se han encontrado con otra sorpresa: "No pasen, estamos aislados". Esa fue la nota que dejó Aymará, una niña de Santiago del Estero en la puerta de su casa.

Esta advertencia tenía que ver con que Alberto Rodríguez, el papá de esta niña de 7 años de la localidad santiagueña de Añatuya había dado positivo de covid. Los Reyes Magos se encontraron esta madrugada con una cartita que quería impedir que “se contagien y así puedan seguir repartiendo los regalos”, tal como relató la nena.

Evitar que Melchor, Gaspar y Baltazar fueran contacto estrecho fue lo que movió a Aymará a escribirles. Así lo resolvieron ella y Maira (una amiga suya) mientras hablaban por teléfono. Según contó su papá, Alberto, “estábamos conversando y salió el tema de la cartita, y ella decidió escribirla”.

Además de la posibilidad de que los Reyes Magos se contagiaran, otro de los temores que tenía Aymará era “que los perros se lleven sus pantuflas”, dijo Alberto. Sin embargo, esta mañana al despertar, no solo estaban las pantuflas, sino que además había tres regalos para la nena.

Tal vez lo que inspiró a dejar esa cantidad de regalos a Melchor, Gaspar y Baltazar fue el cuidado que Aymará tuvo hacia ellos, pero también el cuidado que tuvo hacia los demás niños y niñas que esperaban esta mañana sus presentes. "Los Reyes traen el regalo que pueden y a mí me dejaron tres”, dijo Aymará, quien además de pensar en el prójimo tiene un gran corazón agradecido.

Te puede interesar