Cuatro consejos para guardar vinos en casa

Más Noticias 01 de septiembre de 2021 Por VOCES ESCRITAS / REDACCIÓN
Es habitual que se diga que la manera de conservar correctamente una botella de vino sea de manera horizontal en un lugar fresco y sin luz, de preferencia, una cava.
vino

Sin embargo, eso depende del tipo de vino que se haya comprado y del tiempo que se quiera mantenerla guardada hasta abrirla para disfrutarla. Por supuesto, de más está decir que cualquier vino tiene que ser tratado con cuidado y sin sacudidas, porque pueden afectar su color, aroma y sabor.

De acuerdo con los especialistas, tanto si tu intención es tomar el vino enseguido o guardarlo por un tiempo para una ocasión especial, siempre en los primeros días conviene que los conserves en posición vertical.

De esta manera, los sedimentos que pudiera contener la botella se depositan en el fondo, lo que evita que aparezcan cuando sirvas el vino.

Por eso, si vas a tomarlo a los pocos días, mantenerlo parado es la forma correcta de conservarlo. Pero todo cambia si lo que te compraste es un vino de guarda que, como su nombre lo indica, está destinado a ser guardado por un tiempo hasta su descorche.

La recomendación de sommeliers y enólogos es que luego de esos primeros días parado, lo conserves en posición horizontal, para que el vino esté en contacto permanente con el corcho (esto evita que el tapón se reseque y entre aire, lo que arruinaría el vino), pero con una ligera inclinación para que los sedimentos se mantengan en el fondo.

Además, si estás guardando varias botellas, te conviene mantenerlas separadas unas de otras para poder agarrar una sin mover las demás.

Distinta es la situación de los espumantes, donde siempre conviene mantenerlos guardados en posición vertical, para que el líquido no entre en contacto con el corcho porque lo termina dañando.

Por último, en el caso de las botellas con tapón sintético de rosca (cada vez más común en los vinos blancos, rosados y tintos jóvenes), podés conservarlas tanto de manera horizontal como vertical, porque el vino no se verá alterado en su esencia. Pero eso sí: siempre en un lugar fresco y con muy poca luz, ya que el calor y el sol arruinan cualquier vino.

Te puede interesar