El Gobierno destinará $60 millones para la vacuna argentina contra el coronavirus

País 14 de junio de 2021 Por Pablo Carrizo
Busca completar la fase preclínica. La “ARVAC Cecilia Grierson” es desarrollada por científicos de la UNSAM y el Conicet.
investigadoras

La “ARVAC Cecilia Grierson”, seleccionada como la primera vacuna argentina que buscará para combatir al Covid-19, comienza su última fase de ensayos preclínicos. Es por eso que la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i), perteneciente el Ministerio de Ciencia y Tecnología, destinará 60 millones de pesos para su desarrollo. Según los investigadores pertenecientes a la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM) y el Conicet, el suero podrá ser destinado tanto para primeras dosis como refuerzos.

Luego de que un grupo multidisciplinario de científicos nacionales obtuviera, en estudios realizados en laboratorio, dos prototipos de vacunas contra el Covid-19 que demostraron generar “buenos niveles” de anticuerpos neutralizantes y una respuesta inmune celular T, necesaria para la prevención de la infección, la Agencia I+D+i avaló el envío de $60 millones para finalizar la denominada etapa preclínica.

La “ARVAC Cecilia Grierson”, cuya plataforma se basa en proteínas recombinantes (y que ya es utilizada en inmunizaciones contra la Hepatitis B o el VPH), buscará evaluar en esta etapa previa a la llegada a los brazos de los voluntarios su seguridad y la capacidad de generar una respuesta inmune; para luego continuar con su camino hacia las fases clínicas, donde se analizará en humanos seguridad y eficacia.

llegada de vacunasLlegaron más de 900.000 vacunas AstraZeneca y Argentina superó las 20 millones de dosis recibidas

Según señalaron desde el Ministerio de Ciencia y Tecnología, que lidera Roberto Salvarezza, esta clase de vacunas podría estar destinada a “bebés, niñas/os, adolescentes, personas embarazadas o inmunosuprimidas” como así también al resto de la población, ya que, incluso, son más estables, cuentan con menos requerimientos para su distribución (en cuanto a bajas temperaturas), son más económicas y “más fáciles de producir”.

Vale destacar que el “ARVAC Cecilia Grierson” es desarrollada por un equipo encabezado por Juliana Cassataro, del Instituto de Investigaciones Biotecnológicas de la UNSAM y el CONICET, y del que además forman parte los investigadores: Dr. Diego Alvarez, Dra. Karina Pasquevich, Dra. Lorena Coria y la Dra. Eliana Castro, junto a los becarios y becarias: Lucas Saposnik, Celeste Pueblas, Julieta Alcain y Tec. Laura Bruno.

Asimismo, de la investigación de la vacuna nacional participan la Fundación Pablo Cassará, quien es la encargada de producir, bajo normas de buenas prácticas de manufactura, los antígenos que fueron seleccionados para estas vacunas. Mientras que el grupo de investigación del Instituto de Investigaciones Biomédicas en Retrovirus y SIDA (INBIRS), dirigido por Matías Ostrosky, fue el encargo de los ensayos para medir anticuerpos neutralizantes.

Te puede interesar