#NiUnaMenos: marchas masivas a lo largo y a lo ancho del país

País 04 de junio de 2022 Por Susana Dicastro
En el marco del séptimo aniversario de la primera marcha del Ni una Menos, muchas ciudades de diferentes provincias de Argentina se sumaron a la lucha en las calles, tras dos años de parate por la pandemia.
Ni una menos Catamarca

Catamarca

A 7 años de la primera marcha, las mujeres regresaron a las calles para decir basta a la violencia, basta de femicidios. En una convocatoria a nivel nacional, las mujeres catamarqueñas también dijeron presente.

En el marco del séptimo aniversario de la primera marcha de Ni Una Menos, en la plaza 25 de mayo, se fueron convocando la tarde de este viernes las mujeres catamarqueñas para hacer sentir en las calles la consigna del movimiento, luego de dos años de pandemia que habían impedido el normal desarrollo de la marcha.

La marcha tenía un documento acordado por los colectivos que exige distintas  reivindicaciones, entre ellas, que se garantice el acceso a la justicia a las mujeres, lesbianas, bisexuales, travestis, trans y no binarias y se castigue el asesinato de mujeres. El movimiento, además, insiste con la aplicación de ESI en las escuelas y la ley de interrupción voluntaria del embarazo.

Con megáfonos, tambores y redoblantes, para hacerse sentir, la manifestación en la ciudad capital de Catamarca inició su recorrido desde la plaza central hacia la calle República hasta Junín al 600 donde se manifestaron frente a la sede de Fiscalía General.

Mientras tanto, continuando al grito de “Ni Una Menos”, junto a “himnos” representativos de la lucha del movimiento, la marcha se dirigió a la Comisaría Primera donde también realizaron una parada para manifestarse por las víctimas de femicidio y violencia de género. Finalmente, la marcha se dirigió hasta calle San Martin, frente al Obispado donde se manifestaron por los casos de abuso eclesiástico. 

De este modo, luego de sus paradas, la marcha continuó por San Martín para cerrar el recorrido en el Paseo de la Fe dónde se llevó a cabo el acto de cierre, en el cuál voceras referentes leyeron el comunicado de este año cuyo lema fue “con ajuste y represión no hay ”Ni Una Menos"; basta de femicidios y transfemicidios"

La Plata

La movilización, encabezada por familiares de víctimas de violencia de género, dirigentes políticas y representantes del colectivo LGBTIQ+, comenzó en Plaza Moreno y marchó por las calles céntricas de la capital bonaerense.

La multitud se detuvo ante el edificio de tribunales, en el marco del reclamo de una reforma judicial feminista, y frente a la casona de la calle 48 entre 11 y 12, donde el odontólogo Ricardo Barreda asesinó con una escopeta a su esposa, a sus dos hijas y a su suegra, crimen que cumplirá pronto 30 años.

"Nos queremos libres, vivas y desendeudadas, hacemos hincapié en la deuda adquirida por la gestión anterior y apuntamos a transversalizar las políticas de género en todas los niveles del Estado", indicó Sofía Moglia a Télam, coordinadora de la región Capital del Ministerio de Mujeres de la provincia de Buenos Aires e integrante de la asamblea feminista de La Plata, Berisso y Ensenada.

"Las áreas de género para que puedan abordar las violencias desde la acción y la prevención, que es la clave para la erradicación de las violencias".

"Ni una mujer menos, ni una travesti- trans menos", indicó a Télam Claudia Vásquez Haro, activista y comunicadora travesti-trans, quien destacó que "aún faltan políticas públicas para revertir los índices alarmantes" y manifestó su preocupación ante la situación del colectivo travesti-trans cuya expectativa de vida no supera los "35, 40 años de edad".

Córdoba

Colectivos feministas reclamaron en las calles de la ciudad de Córdoba la “destitución de jueces y funcionarios que amparan las violencias machistas”, además de políticas públicas de seguridad, contra la pobreza, las desigualdades y la violencia criminal.

Los reclamos principales fueron: “¡Que se destituya a los funcionarios públicos que reproducen y amparan las violencias machistas! ¡Basta de violencia sexual y cultura de la violación! ¡El Estado y los gobiernos son responsables!”, sostuvieron.

También exigieron justicia para las víctimas de femicidios, acceso a la IVE, trabajo genuino y contra la precarizacion laboral.

La referente de MuMaLa en Córdoba (Mujeres de la Matria Latinoamericana), Betiana Cabrera Fasolis dijo: "reclamamos la urgente necesidad de la declaración de la emergencia nacional en violencia de género” agregó y sostuvo: "Para prevenir, asistir y erradicar la violencia de género los Estados tienen que implementar políticas e inversión que esté acorde a esa complejidad: Nos mata el machismo, nos golpea la pobreza”.

El Observatorio Nacional de MuMaLa registró en siete años en Córdoba 143 femicidios, de los cuales el 78% ocurrieron en el interior, mientras que el 18% de los femicidas fueron personal de la fuerza de seguridad, cifra que duplica el promedio nacional que es del 9%.

Viedma, Río Negro

Unas 500 personas, pertenecientes a organizaciones sociales, estudiantes, entidades feministas, y defensoras de los derechos humanos y vecinos, se congregaron en la Plaza San Martín de Viedma, y bajo la consigna de “Ni una menos”, reclamaron detener la " violencia económica, sexista, racista y clasista contra disidencias".

“Estamos acá, una vez más, para tomar las calles y manifestarnos, para decir basta de violencia económica, sexista, racista y clasista contra disidencias, mujeres, lesbianes, travestis, trans, bisexuales, no binaries, gordes e intersex”, explayaron a través de un comunicado.

“Nos matan, nos vulneran y nos exponen diariamente a las violencias machistas, agudizadas por la pandemia, el megaendeudamiento y, ahora, la guerra, que solo son funcionales a los intereses de este capitalismo devastador”, remarcaron.

Estas actividades también se replicaron en otras ciudades rionegrinas como General Roca, Cipolletti y San Carlos de Bariloche, entre otras ciudades.

Jujuy

Entre los pedidos, reiteraron que la ley de emergencia por violencia de género conocida como "ley Lara” sancionada en Jujuy, “se haga efectiva y con un presupuesto real”, al tiempo que solicitaron la “celeridad de las causas en investigación por femicidios”.

Exigieron “el avance de causas por femicidios con condenas ejemplares y perspectiva de género”, además de “políticas públicas que lleguen al territorio”.

“El patriarcado se va a acabar con educación sexual”; “Ni una menos, vivamos nos queremos”, fueron algunos de los canticos de niñas, jóvenes y adultas que con carteles y bandera en mano hicieron sentir su protesta.

En Jujuy, desde el primer Ni Una Menos hasta la fecha se registraron 54 femicidios, y teniendo en cuenta poblacional del Indec del 2010, la provincia ocupa el tercer lugar en la tasa de femicidios y transfemicidios por cada 100.000 habitantes, por debajo de Salta y Santiago del Estero.

Las columnas se conformaban por jóvenes músicas, redes de vecinas de barrios populares, estudiantes, integrantes de comunidades indígenas, además de los colectivos feministas, sindicales y políticos.

Las actividades de protesta también se replicaron en las ciudades de San Pedro, Libertador General San Martín, Humahuaca, La Quiaca, Tilcara, entre otras localidades que se sumaron al Ni una menos.

Mendoza

Tras siete años de lucha y organización, cientos de personas, en su mayoría mujeres jóvenes y adolescentes, acompañaron esta tarde la marcha de Ni Una Menos Mendoza, colectivo que integran 50 organizaciones que volvió a salir a las calles para exigir "que dejen de matarnos, violentarnos y desaparecernos".

"Salimos a la calle por nuestras muertas y desaparecidas", proclamaron las participantes que se concentraron a partir de las 18 en el llamado Kilómetro 0 de la capital, en San Martín y Garibaldi, para marchar juntas hasta la plaza Independencia. 

"Este año, el principal reclamo es el pedido de justicia por nuestras desaparecidas en democracia Gisela Gutiérrez (2015), Viviana Luna (2016) y Abigail Carniel (2021)", comunicaron las organizadores y pidieron "que el Poder Judicial de una respuesta a estas familias". "Por eso nos movilizamos junto a los familiares de víctimas de femicidios y travesticidio", comentaron en medio de cánticos de protesta y coloridas banderas alusivas.

Asimismo, manifestaron el pedido de justicia junto a la familia de Melody Barrera, por la elevación a juicio por jurado por el crimen de odio por identidad de género.

Según un nuevo informe del Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano que dirige La Casa del Encuentro, "Mendoza es la sexta provincia con más femicidios en los últimos 7 años 80, sobre un total de 2.041 femicidios y trans/travesticidios en el país", en un reporte que se realiza con el apoyo de Fundación Avon para la Mujer (FAM), el Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de CABA y la Defensoría del Pueblo de CABA

Costa bonaerense

La secretaria adjunta de la CGT regional Mar del Plata, Adriana Donzelli, enfatizó al participar de la marcha local que se están “profundizando algunas de las acciones para impregnar con perspectiva de género la acción sindical, poder reflexionar sobre nuestras prácticas y tener una actitud proactiva con respecto a la erradicación de la violencia” de género.

La consigna de la marcha marplatense fue "NiUnaMenos. Ni un femicidio ni un travesticidio más. Políticas públicas y presupuesto ya".

Laura Hochberg, de la misma Multisectorial, apuntó que “en Mar del Plata, desde el 2015 hasta la fecha tenemos 36 femicidios, siendo el quinto municipio a nivel de la provincia de Buenos Aires con los más altos casos críticos y de riesgo donde la violencia de género es cada vez más feroz. Casos alarmantes que necesitan de una decisión política con perspectiva de género que no quede en el discurso sino que se efectivice” puntualizó Hochberg.

En el Partido de la Costa, las manifestantes se reunieron en la localidad de Mar del Tuyú, donde la secretaria de Relaciones Institucionales, Manuela Castro, manifestó que están “inaugurando la puesta en valor de la plaza que ahora lleva como nombre ´Plaza de las Mujeres y Diversidades´" y apuntó que "lo que nos convoca siempre es trabajar en cómo prevenir esas formas más extremas de violencia” y enfatizó que “por eso llevamos adelante distintos programas de prevención”.

En Necochea, se instaló un banco rojo, símbolo mundial de la lucha contra la violencia de género, en el Paseo de la Memoria de la Plaza Dardo Rocha, donde se realizó un acto.

La directora de Género municipal, Noelia Otero, afirmó que “en Necochea venimos impulsando acciones hacia un presupuesto con perspectiva de Género” y señaló “entre distintas área municipales es que iniciamos un camino de encuentro y contacto con familias de mujeres que hoy ya no están”.

Tierra del Fuego

Hubo marchas en las ciudades de Ushuaia y Río Grande, donde al repudio a los femicidios y al reclamo a sus esclarecimientos, se sumó el pedido de una reforma judicial con perspectiva de género y la instauración de la paridad en los cargos legislativos provinciales.

En la capital fueguina, pidieron Justicia por el femicidio de Zulema Medina, la mujer de 39 años asesinada el 22 de febrero en un hecho donde el principal sospechoso es su pareja José Ceferino Lencina.

La "Colectiva Feminista de Río Grande" también realizó una concentración y un acto con las consignas principales de repudio a los femicidios y el pedido de una reforma judicial con perspectiva de género.

"Volvemos a tomar las calles porque estamos hartas de que el patriarcado nos arranque la vida cada 28 horas y porque exigimos perspectiva de géneros en los fallos judiciales", sostuvo la agrupación y afirmó: "vivir en libertad y sin miedo es un derecho humano que se nos debe a las mujeres y disidencias. Y porque la justicia es responsable garantizar nuestra seguridad".

Entre otros reclamos, exigieron que se garantice el cumplimiento de la ley voluntaria de interrupción del embarazo: "El hospital es objetor de conciencia y no hay ningún/a profesional que lleve adelante las interrupciones legales de embarazo con causales como define la ley nacional", afirmó.

Rosario

Organizaciones de mujeres, sociales, políticas y del colectivo LGTBQ+ marcharon esta tarde hasta el Monumento Nacional a la Bandera, en Rosario, contra los femicidios y la violencia machistas en sus distintas manifestaciones, en un nuevo aniversario del asesinato de la adolescente santafesina Chiara Páez que hace siete años dio lugar al primer Ni Una Menos.

La proclama acordada por las organizaciones, leída durante el acto centro, planteó “basta de discriminación y violencia simbólica, mediática, obstétrica, política, física, sexual, psicológica, laboral, económica, en la casa y en la calle, en el trabajo y en la pareja”.
Reclamaron por una “justicia transfeminista” y en la reforma del Poder Judicial para que las mujeres y disidencias tengan “real acceso a la justicia y fallos judiciales con perspectiva de género”.

Las organizaciones también exigieron “acabar con las normas hegemónicas de belleza que nos invisibilizan y nos estereotipan”, por lo que pidieron “basta de patologizar nuestros cuerpos”.

También la paridad en las instituciones políticas y espacios de trabajo libres de violencia de género formaron parte de la proclama, que planteó el cumplimiento de la capacitación de la Ley Micaela “en todos los ámbitos, sobre todo en los medios de comunicación”.

La concejala rosarina del Frente de Todos (FdT), Norma López, que lidera un observatorio sobre violencia de género, puntualizó por su parte que “de los 29 femicidios que registramos en nuestra provincia (en lo que va del año), 24 pertenecen al departamento Rosario”.

“Si desgranamos aún más los datos, encontramos que 20 mujeres fueron asesinadas en contexto de criminalidad y 4 en contextos íntimos”, añadió la edila, para quien “parte de la sociedad ha naturalizado que nuestras mujeres y niñas sean asesinadas en contexto de criminalidad, con poca interpelación sobre el mensaje de sectores poderosos, patriarcales, violentos y de economías delictivas, dando por cierto la temible consigna ‘algo habrán hecho’”.

Formosa

Agrupaciones sociales, políticas, de derechos humanos, colectivos feministas, LGTBQ+ y familiares de víctimas de femicidios marcharon este viernes: "Exhortamos a la creación de fiscalías especializadas en género, que sólo se dediquen a atender y llevar adelante las causas de violencia de género", indicaron en el documento firmado por organizaciones como SADOP Formosa, APDH, AMMAR, Abofem, NuestrAmérica, Mumalá, Barrios de Pie-Libres, ATE, LGBTIQ+, No estás sola Formosa (NES) y Pañuelos Amarillos Formosa.

En el documento pidieron "la capacitación de manera transversal de la Ley Micaela, capacitación en género y derechos humanos para el Poder Judicial, las fuerzas de seguridad y para todos organismos del Estado y los agentes que atienden las demandas de violencia de género".

Con respecto al pedido de creación de fiscalías especializadas en género, el ministro del Superior Tribunal de Justicia provincial, Ariel Coll, dijo a Télam que "hay que empezar a pensar en fiscalías de género en la provincia" y esa, remarcó, es una "decisión política".

Corrientes

Colectivos feministas, organizaciones sociales y políticas, familiares de víctimas de femicidios y ciudadanos marcharon hoy por el centro de Corrientes en el séptimo aniversario del Ni Una Menos y destacaron que ahora hay "un empoderamiento real" de las mujeres que se animan "a decir basta y salir a la calle".

Rita Verón, hermana de Eli, la primera víctima caratulada en 2015 como femicidio en Corrientes, dijo a Télam que "en estos siete años, algunas cosas cambiaron positivamente y otras no tanto y seguimos con los reclamos". "Lo positivo es que vemos un cambio en la gente, cada vez hay más mujeres, madres, hijas, amigas, ciudadanos que se suman", remarcó Verón.

En este sentido, agregó que "notamos un empoderamiento real, nos animamos a decir basta, a salir a la calle, a luchar".

Asimismo, señaló que "el Estado sigue ausente" y se preguntó cómo todavía no pueden encontrar a Daniel Borlicher, el autor del femicidio de Sandra Silguero, a quien le quitó la vida con más de 40 puñaladas en su casa de la Capital de Corrientes "y está prófugo desde marzo de 2015". "Es prioritario un Estado presente y una justicia comprometida, para que estas cosas no pasen", dijo Verón.

Salta

El sobreseimiento de la médica Miranda Ruiz, imputada por realizar una Interrupción Legal del Embarazo (ILE) en el hospital de Tartagal, del norte salteño, fue el pedido común en las diferentes marchas por el Ni una Menos en Salta.
Las manifestantes pertenecientes a organizaciones feministas, políticas y gremiales aseguraron que "la lucha contra la violencia machista todavía no terminó, es necesario el compromiso de toda la sociedad y de todos los poderes del estado, especialmente del Poder Judicial".

Entre los pedidos de quienes protagonizaron esta manifestación se destacaron, además del sobreseimiento de la profesional del hospital de Tartagal, la implementación efectiva de la ley Micaela, y la aplicación de la Ley de Educación Sexual Integral en todas las instituciones educativas, públicas y privadas.

Las principales consignas de esta movilización fueron basta de femicidios y transfemicidios; el sobreseimiento de Miranda Ruiz; basta de abuso clerical; justicia por las víctimas de femicidios; no al ajuste del FMI; mayores recursos en defensa de las mujeres; y fin de los crímenes contra las niñas y mujeres wichis, entre otras.

Sandra Acosta, de la Red de Docentes por el Derecho a Decidir, aseguró que una de las principales consignas de la marcha es "el sobreseimiento de Miranda Ruiz, que está imputada por haber cumplido con la ley de la ILE".
Desde Mumalá Salta aseguraron hoy que "Nos mata el machismo, nos golpea la pobreza", a siete años del primer grito por Ni Una Menos, donde "la sociedad argentina se expresó en masivas movilizaciones contra la violencia femicida".

Santiago del Estero

En la marcha se pidió por “proyectos productivos para mujeres y diversidades, trabajo y tierra y techo donde vivir" con el fin de garantizar una independencia económica.

“Basta de femicidios” y "Paren de matarnos" fueron la consignas de las organizaciones de mujeres, sociales, políticas y del colectivo LGTBQ+.  "Basta de femicidios y transfemicidios”, reclamaron las manifestantes.

“Hoy marchamos por políticas públicas integrales para vivir libres y sin miedo”, dijo la coordinadora de Mumala Santiago Del Estero, Valentina Manfredi.

Además, expresó que "alzan la voz por quienes hoy no están" y destacó que “en estos últimos siete años, se registraron 79 femicidios en nuestra provincia, de los cuales 21 ocurrieron en la ciudad Capital y 58 en el Interior”.

De esa forma, “seguimos exigiéndole al Gobierno Nacional la declaración de emergencia nacional en violencias de género, con el objetivo de reasignar y priorizar recursos humanos y económicos para la atención integral de mujeres e integrantes del colectivo LGTBIQ+”, puntualizó. “En las consignas estamos pidiendo por nuestras compañeras que ya no están”. 

San Luis

Manifestantes feministas protagonizaron disturbios incluyendo actos de vandalismo como rotura de vidrios en la Municipalidad, comercios, iglesias de distintos credos y la Catedral de San Luis, donde incluso armaron una fogata, en una de las dos marchas que se organizaron para conmemorar la séptima edición del Ni Una Menos en la capital provincial.

El colectivo Feministas Autoconvocadas realizó una marcha con varias paradas que fueron vandalizadas por un grupo de activistas que realizó pintadas, piedras que destrozaron frentes y vidrios. Los edificios más afectados fueron la Municipalidad de San Luis, la iglesia Santo Domingo, el Poder Judicial, la Iglesia Catedral, la Iglesia Universal del Reino de Dios y el sanatorio privado Rivadavia.

Desde el 2015 en San Luis se produjeron 18 femicidios. 

Reclamaron justicia por los femicidios cometidos en la provincia y pidieron "justicia por Guadalupe", la niña sanluiseña de cuya desaparición el 14 de junio se cumplirá un año sin pistas sobre su paradero.

Te puede interesar