Por primera vez la UCR local deja la conducción del Comité en manos de una mujer

Tras la frustrada interna asumieron las nuevas autoridades de los comites de toda la provincia y hubo mensajes con el sentido de trabajar para convocar a la unidad del partido.

En un acto que se realizó anoche en el Comité Provincia, asumió la joven dirigente Zulma Carrizo la conducción del Comité Departamental de la UCR acompañada de un pequeño grupo de dirigentes locales. Carrizo se convierte en la primera mujer que llega a presidir la Casa de los boinablancas, una fuerza política que jamas supo ponerse a las ordenes de una mujer, lo que significa un gran desafió para esta joven dirigente que deberá de manera urgente reconstruir un partido que se encuentra sumido en la mayor de sus crisis, con una dirigencia totalmente fracturada.

Tras esta asunción, Carrizo deberá elegir quienes la acompañarán en estos dos años de gestión. El Comite local estuvo conducido estos dos últimos años por el actual concejal, José Ocampo y Nancy Rementería en la Vicepresidencia.

En el Comité Provincia asumió el intendente Alejandro Páez como presidente del partido, la diputada Alejandra Pons, vicepresidenta primera, y René Dante Noriega, vicepresidente segundo por el período 2018-2020. Páez, Formalmente hubo pocos saludos. Del gobernador de Mendoza y presidente de la UCR nacional, Alfredo Cornejo y el del presidente del FE, Hugo Melo. Estuvieron presentes los intendentes Orlando Savio, Gustavo Jalile, Julio Taritolay, Rodolfo Santillán y Daniel Ríos.

En su primer mensaje, convocó a trabajar para sumar a los radicales que hoy están afuera del partido. Además, salió al cruce de las versiones que indican que esta conducción entregará el partido para que Raúl Jalil sea candidato.

“Hoy los invito al trabajo, decía Balbín que ‘al pueblo no hay que mirarlo desde arriba y como un actor externo, al pueblo para conocerlo hay que ser parte de él’. No existen fórmulas mágicas que caigan desde el cielo, somos nosotros los que tenemos que poner a trabajar la dirigencia y la militancia, inmiscuirnos en la sociedad catamarqueña, trabajar en las instituciones, visitar cada una de las casas y empezar a sentir lo que sienten, los que sufren, los que necesitan cuestiones elementales en su vida. Si tenemos ese espíritu militante y nos ponemos por delante ese desafío tengan por seguro  que en las próximas  elecciones  se encontrará una UCR de pie, competente, fuerte”, manifesto Páez.

“Les pido que confiemos en nosotros mismos y seamos capaces de emprender el diálogo, que no nos manejemos con la soberbia con esa mirada corta de creer que yo soy mejor que otro correligionario porque acá nos necesitamos todos”, aseguró.

El acto que se realizó en la sede del Comité Provincia estuvo colmado de militantes, pero no hubo ningún dirigente de Trayectoria y Renovación Radical que tampoco enviaron salutación a las autoridades que asumieron la conducción.

Puede interesarte también
Comentarios
Cargando...