Fiambalá: Por los incendios, productor asegura haber perdido cerca de $300.000

“Lamentablemente es la tercera finca que se nos quema en dos años”, dijo Emanuel Reynoso, productor viticola

Después del incendio del pasado domingo en el barrio Guanchín, donde se quemaron fincas de vid y olivo, Emanuel Reynoso, productor damnificado aseguró que las pérdidas fueron totales y, según sus cálculos, el costo de los daños ronda los $300.000. Por su parte, ayer el municipio comenzó con un relevamiento para calcular las pérdidas y diagramar la ayuda para los afectados.

Reynoso relató que el fuego se desató alrededor de las 14 del domingo en la finca donde tiene plantadas dos hectáreas de la variedad de “uva sin semillas 102”. También indicó que el saldo fueron pérdidas totales. “Todo se quemó. Las viñas vecinas algunas se quemaron al 50%, otras más y otras menos”, detalló.

Agrego que el fuego fue originado en una viña contigua a la suya, y que por el fuerte viento zonda se propagó hasta su propiedad. Las intensas ráfagas lo hicieron avanzar rápidamente. Agradeció a los vecinos por la colaboración para controlarlo. “Entendemos que no fue a propósito. Lamentablemente es la tercera finca que se nos quema en dos años. Agradecemos a toda la gente que nos ayudó a tratar de controlar el fuego, pero era imposible”, contó.

Respecto a la inconsciencia de las personas que inician quemas pequeñas que luego se descontrolan, el productor señaló: “Hay irresponsabilidad de la gente que quiere quemar la basura, cuidar sus viñedos y mantenerlos bien, pero no se da cuenta de lo que puede causar; en este caso el daño es tremendo y creo que la gente debería respetar el clima”.  En ese sentido indicó que en la finca solo se pueden observar cenizas y lamentó que este viñedo era uno de los mejores que tenía su familia, ya que se habían hecho recambio de postes, alambres y se había puesto mucho dinero para mantenerlo. “Aproximadamente perdimos unos 300.000 pesos. Solamente al que le pasa sabe la impotencia y todo lo que sentimos”, lamentó.

Si bien en esta época del año ya pasó la cosecha de la uva, en las fincas se hacen trabajos de desmalezado y mantenimiento de los viñedos.

Respecto a la recuperación de la viña, el productor contó que buscaron evitar que se quemen las raíces, pero por las características del incendio recién dentro de 4 años podrán volver a tener una cosecha al nivel del que tenían. “Tendríamos 4 años de pérdidas porque vamos a invertir y no vamos a tener producción. Recuperarnos de este golpe no va a ser fácil”, advirtió.

RadioSanFrancisco

Puede interesarte también
Comentarios
Cargando...