El primer bono de $2.500 no alcanza para pasar las fiestas

Si se hace un cálculo promedio de lo que gastaría una familia tipo para celebrar Navidad y Año nuevo, difícilmente la mitad del bono que llegará a los bolsillos de los trabajadores antes de fin de año sea suficiente para cubrir los costos de ambas fiestas. Esto, sin incluir ningún tipo de regalos.

Si bien cada familia suele celebrar las fiestas de fin de año a su manera,  la mayoría realiza algo especial y diferente en esos días, de acuerdo con sus posibilidades. Tanto el 24 como el 31 de diciembre es común preparar una cena distinta a la del resto del año, con algunos toques gastronómicos específicos, lo que lógicamente implica una mayor inversión.

Calcular un gasto específico resulta imposible, pero tomando ciertos parámetros se puede realizar un presupuesto estimado que según veremos supera ampliamente el valor del bono de $5.000 (en dos veces) que se entregará a los trabajadores, según lo acordado entre el gobierno, los empresarios y los referentes sindicales.

A continuación, detallamos los pasos y platos típicos que suelen ser elegidos por las familias, más allá de que existen muchas variables gastronómicas para estas celebraciones.

Es común que para la fiesta uno realice una entrada especial y en ese sentido, la picada siempre es una opción de las más elegidas. Si se planifica una que incluya queso, jamón cocido, jamón crudo, mortadela, salame, aceituna, pan, papas fritas, palitos, aceitunas, hay que pensar en gastar desde $400, según las marcas y productos que se elijan.

Asado

Un asado para 4 personas cuesta en promedio $1.000 incluyendo la carne, morcillas, chorizos, ensalada de tomate y lechuga, pan, leña, una botella de gaseosa y un vino cuyo valor es cercano a los $150.

Pastas rellenas

Cuatro platos de pastas rellenas (ravioles, canelones, sorrentinos, etc.) compradas, con salsa preparada, queso rallado, pan, una gaseosa grande y un vino cercano a los $150, cuesta en promedio $700 para cuatro personas.

Postre

Si se piensa en un kilo de helado, tarta dulce o ensalada de fruta con dulce de leche, el costo podría rondar los $250 para cuatro personas. Si bien hay familias que prefieren saltear este paso para consumir directamente algún producto navideño, típico de las fiestas.

Caja de navidad

Muchas familias utilizan los productos de la caja navideña para armar la mesa dulce tanto en Navidad como en Año Nuevo.

Puede variar en cuanto a la cantidad y la calidad de productos. Sin embargo, suelen incluir pan dulce, budín, turrón, crocante de maní, garrapiñada, una sidra, un vino o champaña. Todo esto suele venir en una caja con especial decoración navideña.

El valor de estas cajas parten de los $200 y pueden llegar hasta los $2.500, según lo que incluyan. En promedio, una caja que contiene 9 productos cuesta $500.

Gasto general

Si una familia formada por 4 integrantes decide comer asado como plato principal, incluir una picada, un kilo de helado como postre y consumir los productos de una caja navideña debería calcular gastar cerca de $2.150, según lo detallado anteriormente.

Si en lugar de asado se eligiera consumir pastas, gastaría cerca de $ 1.850 (incluyendo picada, postre, bebida y caja navideña).

El ejercicio puede hacerse probando diferente menúes, pensando en que al día siguiente de Nochebuena se pueda consumir lo que sobró en la noche anterior o complementar con algo más.

¿A cuánto las fiestas?

Considerando lo expuesto, una familia tipo necesitaría cerca de $2.000 para celebrar una de las fiestas (Navidad) como muchos lo hacen tradicionalmente. Si este número se duplica en la fiesta siguiente (Año Nuevo) el costo superaría los $4.000, por lo que el primer bono de $2.500 que se cobraría antes de fin de año, no alcanzaría para festejar ambas fiestas, sin considerar la posibilidad de sumar algún tipo de regalo o presente.

Puede interesarte también
Comentarios
Cargando...